¿Somos los grandes criptógrafos? Recordando a Alan Turing con la película Código Enigma.

¿Será una locura pensar que aun hablando de palabra escrita se podría intuir lo que sentía la otra persona, al mirar el pulso con que fue escrita la tinta sobre el papel?...

Anuncios

Pájaros en la boca de Samantha Shweblin, test de Rorschach al lector.

Digo detonación y la palabra se extiende y lo abarca todo, por nombrar un estallido, pero se acerca más a una sutil implosión dentro de esa esfera, de un Aleph, universo alterno que no deja de ser el nuestro y se posa en nuestras manos a manera de cuento.